Shop More Submit  Join Login
×

More from deviantART



Details

Submitted on
September 29, 2007
File Size
20.4 KB
Thumb

Stats

Views
12,023
Favourites
4 (who?)
Comments
6
×
Ensayo sobre la Depresión


"... y resulta que soy depresivo! que aquello que evadí estos años y me negué a aceptar era cierto. ..." fueron las palabras aparecidas inmediatamente en mi mente tras descubrir que era lo que me atormentaba. Una mezcla de enojo tristeza y confusión rodaba mi mente; Resultaba que había cargado esta enfermedad -no me gusta la connotación de esa palabra- durante un buen rato, sin embargo la forma en que yo percibía la depresión era de manera muy diferente. ¿Por qué escribo esto? Para que la gente que no lo padece pueda darse una idea. Y al mismo tiempo dar a conocer a la gente con esta "virtud" que es lo que infecta su organismo y dar alternativas sobre como combatirlo, utilizarlo a su favor o solo como vivir con ello.


Tengo 17 años, desde los 12 he sido depresivo. Gracias a una serie de eventos y constantes cambios en mi vida entre en este estado. No eran cambios grandes y bruscos lo suficientemente evidentes como para poder prepararme y evitar cualquier efecto en mi. Por el contrario, eran muchos y muy pequeños. Lo suficientemente pequeños como para dejarlos cambiarme sin que me diera cuenta. Estos constantes cambios junto con lo que vendría después me transformaron en algo totalmente diferente. Hace tiempo que he tenido esta carga y probablemente la sostenga por mucho tiempo más. Antes de aquellos sucesos todo en mi vida era perfección… esos momentos en la vida en los que puedes decir: "soy feliz" sin ningún pero.

Si tu entorno cambia tu también lo haces, probablemente de forma inconciente, y eso fue lo que sucedió.


Durante todo un año no hubo noche en que no llorara. Yo daba cualquier cosa por regresar el tiempo. Odiaba a la gente por ser tan superficial y darle importancia a banalidades. Odiaba que la realidad no fuera como la televisión. La idea del suicidio rondo mi cabeza, pero era demasiado estúpida como para realizarla (o yo demasiado cobarde). Me deprimía ver tanto dolor en el mundo. En fin, después de un año, yo, por fin!, ya no lloraba -y no lo hice en los próximos 3 años-.

Me daba cuenta como mi cuerpo y mi mente percibían todo de manera diferente, le daba demasiada importancia a pequeños detalles como si mi vida dependiera de ellos. Me podía dar cuenta de mi excesiva preocupación y aun así no podía quitármela. Tenía que confirmar si esto era normal, o si era depresión como tal. Yo podía imaginarme la respuesta y muy en lo profundo la sabia pero me negaba a admitirlo... el pensamiento de " algún día desaparecerá...”me hizo descartar la posibilidad de que fuera algo serio.

Fue gracias a la depresión que me había hecho fuerte, mi cordura y voluntad y ese rayo de esperanza habian hecho que sobreviviera. Mi confianza, que alguna vez flaqueo, se consolidó; me di cuenta de que tu eres el único que siempre estará ahí contigo. Me di cuenta de las cosas importantes en la vida, madure extremadamente rápido y comprendí el peligro de dejarles todos tus cimientos a las personas de tu alrededor sin quedarte con uno propio por si acaso. La depresión es una posible consecuencia de cuando alguien que vive en una burbuja en donde todo es perfecto es soltado a la cruda realidad.

Después de todo aquel rollo me convertí en alguien más profundo y crítico. La depresión estuvo allí y crónicamente me tiraba. Yo simplemente no le daba importancia y me levantaba poco después. Me habían hecho independiente que no es lo mismo que solitario.

Descubrí que aquello en mi organismo es un tipo específico de depresión llamado Distimia o también conocido como Síndrome Depresivo Leve y gracias a mi forma de manejarlo había podido ocultarlo y sobrellevarlo por tanto tiempo. Ahora sabría como combatirlo y a ver las cosas con más realidad. El solo hecho de estar conciente de que era un depresivo ocasionó que fuera menos constante esa tristeza y menos intensa también.

Al principio yo dije que la depresión era una virtud. No soy cínico ni masoquista; fue gracias a ella que me mantuve con los pies en la tierra, supe aprovechar ese dolor; canalizarlo y transformarlo en fuerza e inspiración. Me dio metas a superar y las ganas de usar mis aptitudes al máximo. Me dio la habilidad de mantenerme con una cierta humildad y lo que mas atesoro es esa capacidad que me dio para valorar y amar la vida. Esa es mi historia básicamente, pero hay mucho más que discutir.

Para empezar se puede hablar de que es lo que dispara una depresión y de como es su mecanismo. La depresión se puede adquirir por diversos factores ya sea genética, algún medicamento, algún tipo de narcótico, hormonas, factores químicos, factores externos como la perdida de un ser querido, etc. Al igual que hay diferentes disparadores, también hay varios tipos de depresión: Depresión severa, depresión doble, distimia, etc. Personalmente yo solo puedo hablar de la distimia o también conocidos como Síndrome Depresivo Leve ya que es el tipo de depresión que padezco. Es conocida por afectar a una cantidad pequeña de población en su forma de vivir llenándola con los síntomas más característicos.

Para aquellos que tienen la fortuna de nunca haber estado deprimidos dejenme contarles como se siente. En mis experiencias la depresión tiene bastantes síntomas que varían en intensidad y presencia. En un principio perdía el apetito, me daban flojera algunas actividades (casi todas de hecho), me daba muchísimo sueño, no rendía al máximo y mi memoria era pésima. Difícilmente podía recordar las cosas que pasaban en la semana; no podía relacionar los sucesos entre si y vives en el presente recordando solo aquello que te deprime. Buscas siempre mantener todo tranquilo y en control por miedo a cualquier sorpresa desagradable o cualquier mínimo desliz que dispare inconformidad. Había veces que buscaba inconcientemente estar en mi cuarto; en cuanto salía, a una reunión por ejemplo, urgía llegar a mi casa y encerrarme. Sentía que de esa forma nada podría salir mal y no tomaba ningún riesgo en lo absoluto. Es difícil disfrutar el presente, en cuanto haces un plan no disfrutas el ínterin por estar esperando el día de aquel plan, y cuando finalmente llega no disfrutas el momento por estar esperando a que acabe.

Tal vez el síntoma mas peligroso ya que trae mas problemas consigo es el de percibir la realidad de manera diferente a los demás. Todo pequeño problemita o situación se ve como si fuera enorme y casi de vida o muerte. Es de verdad frustrante saber que es algo sin importancia y que tu organismo y subconsciente lo vea como algo alarmante. Estas bajo la influencia de unas cadenas muy fuertes y requiere cierta concentración, voluntad y conciencia tomar las riendas de tu vida y lograr pensar claramente. Tu cuerpo siempre esta en busca de cualquier mínimo pretexto para ponerse mal. Ahora me pongo a analizar las cosas que me hundían y viéndolo como alguien con mucha menos influencia me parecen muy absurdas. Uno siempre tiene miedo a errar, vives cuidándote de cada movimiento. Tal vez luego, espero, vea las situaciones que me ponen mal en el presente como algo sin relevancia.

Otro síntoma, una reacción curiosa y un tanto exquisita es como se comporta el corazón. Cada latido es un golpe en el pecho, pero irregulares entre si y siempre distanciados. Al mismo tiempo te cuesta respirar como si tu garganta se cerrara y como si te estuvieran presionando el pecho. Las contracciones del corazón son forzadas y pausadas y las sientes en todo el cuerpo al punto de poder escucharlos. Puede que se te baje la presión, o te marees, o te de mucho frío; o puede que no.

Un síntoma curioso, y uno muy bonito, son las ideas persistentes. Esto es peculiar en mi debido a que estas ideas que en otra persona serian, me imagino, de muerte o cosas cotidianas en mi eran cuestiones científicas y filosóficas. ¡Ideas que no me dejaban, y no me dejan, en paz ni un segundo! ¡Mientras estaba en la escuela, mientras comía, mientras me bañaba, a la hora de dormirme, siempre estaban ahí! A tal grado que para librarme de ellas tuve que escribirlas, y eran tantas y tan extensas que de primera estancia llenaron 50 paginas y que de haberse desarrollado completamente me llevarían alrededor de 500 páginas como esta. El problema no eran las ideas, que a decir verdad no son malas (además de que eran un producto de horas de análisis), el problema era que no me dejaban espacio para ocupar mi cabeza en otras cosas. Esos escritos me dan bastante orgullo y son una de las razones por las que digo que la depresión es una virtud. De esa forma ya no tengo que preocuparme por darles vueltas ni de que se pierdan las ideas en el olvido. No es algo bonito, obviamente, pero hay que verle el lado positivo y ya que en mi caso se había manifestado de tan provechosa manera que no se podía arrancar pues utilicé mi curiosidad y ganas de saber a mi favor.

A pesar del encerramiento y serenidad que provoca, muchas veces viene acompañada de una ráfaga de adrenalina. Te dan ganas de gritar, golpear lo que te encuentres, desquitarte con el mundo como sea. Mientras dura su efecto tus sentidos se agudizan y no te puedes quedar quieto. Pero en cuanto la quemas toda regresas a tu estado anterior o, en algunas ocasiones, te sientes mejor.

Y por supuesto esta la tristeza que es el síntoma por excelencia. Es una tristeza inexplicable, te llena completamente. Te paraliza, te cierra los ojos y te cierra sobre ti mismo. En mi caso- una tristeza que no podía desahogarse por medio de lagrimas. Esa tristeza te tranquiliza y serena. Te mantiene pensativo y lamentando en silencio. El primer año de mi enfermedad tuve la depresión mas intensa y cruzaron por mi mente ideas absurdas, típicas del estereotipo del depresivo: la muerte. Me imaginaba como seria el mundo sin mí; que tanto me extrañaría la gente alrededor mío, etc. puros pensamientos inmaduros y espontáneos. Pensaba que esa seria la solución a mi vació; que de esa forma la gente me extrañaría y me tomaría en cuenta como debió hacerlo mientras estaba con ellos. Esa tristeza ahora es crónica y sigue apareciendo por cualquier posible disparador en mi vida sin embargo ya no llega a esa magnitud y es mas fácil controlarla. Como ven el escribir todo esto quiere decir que estoy conciente y por lo tanto tengo forma de controlarlo. La mejor forma para evitar que te perjudique es estar lo mas enterado y saber como funciona para poder contrarrestarlo.

Antes de enterarme que yo padecía una enfermedad en si, estaba ya enterado de su mecanismo gracias a esa curiosidad que siempre me acompañaba. Este mecanismo esta compuesto de pura química y trataré de ser lo mas explícito posible. Para empezar, cada sentimiento ya sea amor, tristeza, etc. es una sustancia llamada neuropéptido. Hay un neuropéptido para muchas de las acciones de nuestro cuerpo que se encargan de cosas tan básicas como el hambre, ganas de ir al baño, etc. Pero también hay unos, como lo que llamamos enojo, que cambian la forma en que se comporta todo el cuerpo. El hipotálamo, un órgano debajo del cerebelo, es el encargado de fabricar y soltar estas sustancias para que sean esparcidas por todo el cuerpo modificando la conducta de cada célula. Cada vez que algo externo, algo como un insulto o un abrazo, es percibido y procesado por nuestro cerebro y lo ha hecho reaccionar, una señal es dirigida al hipotálamo para que suelte algún tipo de neuropéptido específico a la sangre. Cada célula en nuestro cuerpo tiene receptores en la membrana, especies de cerradura y hay una diferente para cada neuropéptido. La cuestión aquí es que cada célula, a la hora de la mitosis, va a crear a una célula mas “adaptada”. Es decir, si la célula madre recibió más cantidad de neuropeptidos de “tristeza” que de “amor” entonces la célula hija va a crear más receptores de tristeza y va a eliminar algunos del amor. Esto es un problema gravísimo a largo plazo ya que tu cuerpo se va acostumbrando a sentirse mal, hundiéndose más y más. A tal punto que la célula va a olvidar “sentir hambre” y va a volverse adicta a la tristeza. Se puede decir que todo sentimiento ocasiona una adicción y eso es precisamente lo que pasa cuando nos metemos sustancias poderosas que no necesitamos: cafeína, nicotina, narcóticos, etc. Cada sustancia química ajena a nuestro cuerpo nos esta quitando funciones básicas y probablemente las ganas de sentir haciéndonos mas dependientes a ella.

De la misma forma funciona el amor, no es más que una adicción. Es un sentimiento muy fuerte que nos afecta en todo rincón de nuestro cuerpo; nos hacemos adictos a lo que aquella persona nos hace sentir. Se podría decir que el amor es egoísta y que solo se trata de hacernos sentir bien a uno. Esta comprobado que el amor mejora nuestro rendimiento, pero no hay que olvidar que es una adicción más y que nuestro cuerpo va a cegarnos con tal de seguir obteniendo ese disparador para soltar dicha sustancia en nuestra sangre. Cerrandonos a la posibilidad de que dicha relación sea destructiva.


Es por eso que cualquier emoción se siente como un golpe al corazón ya que es el primer órgano en recibir la torrente de neuropeptidos para soltarlos a la sangre y también es por eso que si nos sentimos bien, nos sentimos bien en todo el cuerpo y no solo en nuestra mente.

Sabiendo esto nos damos cuenta de que cada vez es más difícil salir de toda dependencia. La solución a esto es calmarnos y analizar la situación para decirnos que todo esta bien. De esa forma tu cuerpo se ira desintoxicando de las sustancias apegadas a la depresión.

Se oye muy científico todo esto pero déjenme describirles como se siente de manera más sencilla. Imaginemos que el hipotálamo son muchos vasitos con sustancias de diferentes colores, cada uno un sentimiento o función diferente. El cerebro, ya con experiencia, sabe cuanto se necesita crear de cada sustancia. En alguien que vive su vida con altibajos probablemente veríamos los vasitos a la misma capacidad. En alguien muy entusiasta habría más capacidad en los que causan felicidad. En un depresivo estarían más llenos los de la tristeza y melancolía. Cada vaso tendría una válvula que normalmente estaría cerrada y seria abierta cada vez que el cuerpo necesita algo o cada vez que algo externo hace que suelte su liquido. En alguien depresivo la válvula de la tristeza estaría siempre entreabierta dejando caer gotitas constantemente a la sangre coloreando nuestro cuerpo de colores opacos. Cuando el cuerpo, ya adicto a dicha sustancia, la necesita, tu inconcientemente te das cuerda con el fin de llenar cada vez más los vasitos opacos. Después de un rato puedes sentir algunos de los síntomas mencionados anteriormente y es cuando te das cuenta de que estas deprimido y es demasiado tarde; todo tu cuerpo tiene una dosis de esas sustancias. Posteriormente se siente una extraña dificultad de respirar y tu cuerpo grita por suspiros, como si de otra forma no entrara aire en tus pulmones. Cada suspiro es como si una gran jeringa vaciara los vasos del hipotálamo y vertiera su contenido empapando al corazón. Inhalas y la jeringa se llena exhalas y deja caer todo exaltándote. Así es exactamente como se siente. Después de 3 o 4 suspiros tu corazón ya no sabe como comportarse, ahí es cuando sus latidos se hacen golpes en el pecho e irregulares. Se encarga de contaminar aun más tu cuerpo. En algunas ocasiones se te baja la presión. La tristeza, melancolía y un dolor casi físico son inminentes. Tu cara va cambiando lentamente a una expresión vacía, sientes como se humedecen tus ojos y como tus lagrimales se comprimen soltando 1 o 2 lagrimas saladas. De vez en cuando otro suspiro mortal. Te lamentas en silencio mientras tu cabeza sigue analizando todo lo que te causa dolor. En algunos casos todo termina después de un rato sin pasar a más. Pero en otras ocasiones algunos casos aquellos pensamientos llevan a otros pensamientos que dan coraje. Un coraje que se transforma en enojo y luego en la furia y es ahí cuando sientes la adrenalina corriendo en todo tu cuerpo. Tus latidos se endurecen más y tu expresión cambia drásticamente frunciendo el ceño y forzando la quijada. Lagrimas de coraje e impotencia corren ininterrumpidas en tus mejillas y sientes como si tu cuerpo fuera a explotar. Necesitas descargarte pegándole a algo o gritando o simplemente dejándolo pasar mientras gemidos y lloriqueos salen involuntariamente. Posteriormente viene el sueño.

No es fácil acostumbrarte en todo aspecto para vivir de manera normal. Es mas difícil sobrellevarla sin ningún tipo de escape fácil ya sea cualquier droga o matándose. Uno podría pensar que estoy exagerando, que todo síntoma es común de vez en cuando en la vida de todos. Lamento decir que no exagero, se lo que es vivir con un desliz de vez en cuando y no es nada comparado con vivir la vida con lagrimas en los ojos ocupando tu cerebro en obtener respuestas a porque vives así. La depresión se encarga de hacerte la vida un infierno en pocas palabras.

Actualmente han aparecido esas tendencias populares entre los jóvenes que gira alrededor de hacerse mártires y lamentarse porque su vida no es perfecta. La de nadie lo es y si quieren conocer el dolor que se vayan a vivir a África y vean impotentes como mueren niños cada 3 segundos. (Por esa misma manera no me gusta mostrar mi dolor) El género más evidente es el llamado Emo pero muchas otras como: gótica, dark, punk etc. también giran, en parte, al rededor de la muerte y el martirio de vivir. Se jactan de su hacerse heridas físicas con el fin de "calmar las heridas interiores". ¡Mierda! Todos somos victimas de nuestros propios actos. Este tipo de gente no se preocupa por salir de su dolor. Al contrario, les encanta su disfraz y emanan mensajes de inutilidad y desperdicio. ¿Quieren superarse? ayuden a los demás o traten de vivir con ese peso extra. De esa forma, cuando desaparezca, serán más fuertes que el resto.

Mi consejo, busquen refugio en aquello que los identifique. Nunca cedan. Busquen consejo e infórmense; piérdanle el miedo. Busquen ayuda profesional. Desahóguense!!! No es malo llorar o gritar. Toda salida que resulte demasiado fácil los va a hundir más. La vida solo se vive una vez, y tarde o temprano termina; no apresures su fin. Búscate metas, el orgullo de haberlas completado te llena como ninguna otra cosa. No te aferres a algo o a alguien para sentirte bien; si aquello desaparece estarás varado. Tengan siempre presente que ESTAR MAL NO ESTA BIEN!!!


Todo lo que han leído ha sido escrito mientras estaba deprimido con el fin de desahogarme y ser más certero. Ahora me cuestiono mucho sobre que tanta influencia ha tenido en mi vida; que sería de mí si mi organismo no hubiera entrado a ese estado. He podido disminuir sus efectos e importancia en mi vida, pero a pesar de tanto tiempo no he podido suprimirla. Aunque cada vez es menos me sigue alterando de vez en cuando. A veces pienso que nunca va a desaparecer... y eso me deprime.

-Andrés
Hi, this is a ver personal text I'll be glad if you read. It's in spanish, someday I'll translate it.

Hola a todos, este es un texto muy personal que me gustaria que leyeras y comentaras sobre él.
Add a Comment:
 
:icongalethog:
Galethog Featured By Owner Jul 18, 2008
... y aun hoy sigo teniendo episodios... *sigh*
Reply
:iconvasogoma:
vasogoma Featured By Owner Oct 28, 2008
hay primo, en serio... y a pesar de todo eres un BI, un excelente artista yyyy un gran primo! t admiro!! ^^
Reply
:iconakeshi-ayame:
Akeshi-Ayame Featured By Owner May 13, 2008
vaya, me siento exactamente igual :(...me han diagnosticado depresion desde ya hace como 2 años, y se siente horrible, me han dicho que lo mio es hederitario...es un peso inmenso que no te deja vivir normalmente, y lo peor, diria yo, es recordar aquellos tiempos de dicha en los que nada te preocupaba. igual que tu, yo tampoco demuestro mucho mis sentimientos a otros por miedo a que me marginen de "emo".
y la deprecion recompensa, dandote bastante tiempo de recapacitar las cosas y expresar tus sentimientos de forma bella, como es la pintura, dibujo, literatura..como este escrito que has echo tu.
Reply
:iconshaiah:
Shaiah Featured By Owner Jan 10, 2008  Hobbyist Digital Artist
Ganbatte ne. Eres una persona con muchas más cualidadesdes de las que te das cuenta (en serio) , y yo lo sé por eso te lo recordaré diario si es necesario.Y eres la persona más fuerte que conozco, te admiro demasiado =) y sé que siempre voy a tener razones para admirarte. Keep it up, no hay túneles infinitos y sé que puedes llegar al final sin problemas; CONFÍO EN TI.
Te adoro
Reply
:icondopaminainestable:
DopaminaInestable Featured By Owner Oct 31, 2007
Hola mucho gusto.
Pues me gusto tu articulo. Muy bueno.
jaja y he de decir, ke me siento identificada. Yo tmb tengo distemia(segun yo) Hace unos años emprendi una busqeda sobre que era la depresion y todas sus variables y me tope con la distemia. Y yo tmb la padesco.
me apena decir ke por falta de tiempo y sueño, no puede leerlo completamente pero llegue a la mitad.
Ahora estoy en una oleada de depresion y melancolia, hace tiempo ke no me daba una, pero pues asi es la vida =/
Pero me gusto mucho tu escrito, hando haciendo una investigacion sobre la depresion porke dare una clase sobre ello. Y me tope contigo. Me agrado tu concepto. Yo solo espero ke ahora estes mejor, hay ke dominar a la depresion no ella ti! jaja
pero cuando no se tienen ganas, simplemente no se puede =/ Hay ke ser muy fuerte para sobrevivir a una depre.
Bueno creo ke he hablado demasiado. Mucho gusto y hasta luego~
Reply
:iconvasogoma:
vasogoma Featured By Owner Oct 14, 2007
hola primo, aqui solo para decirte que cada dia me impresionas mas, tu forma de ver las cosas m impresiona mucho, ves la depresion por todos sus lados.
quiero decirte que eres un ejemplo a seguir, porq la verdad jamas m imagine que fueras una persona tan fuerte, no sabes como m ha servido leer todo esto, muchas gracias y cuentas conmigo oki???
Reply
Add a Comment: